Notidia

Información Veraz y Oportuna

Con rondas pedagógicas, Distrito promueve medidas de bioseguridad con vendedores del centro y Barranquillita

Con el fin de promover medidas que eviten el contagio de COVID-19, el equipo de la Secretaría Distrital de Control Urbano y Espacio Público está realizando rondas pedagógicas con vendedores del centro, para que, entre todos, seamos parte de la solución.

Explicar a los comerciantes y vendedores del centro las distintas medidas tomadas para controlar la propagación del virus ha sido una de las tareas primordiales de esta dependencia distrital desde que empezó a regir el aislamiento preventivo.

El equipo de pedagogía de la Secretaría de Control Urbano y Espacio Público, con acompañamiento de la Policía, ha realizado a 174 actas pedagógicas para un censo de 675 vendedores: 66 actas en la carrera 43 entre las calles 10 y 30; 72 actas en la calle 10 entre carreras 41B y 43, y 36 actas en la carrera 41B entre calles 10 y 30.

Las rondas pedagógicas tienen como objetivo explicar a los vendedores y comerciantes del centro las medidas de ‘pico y cédula’ que están vigentes en la ciudad y los protocolos de bioseguridad que deben implementar en sus negocios para poder ejercer su labor. De manera especial, se hace énfasis en las medidas que cada uno deben tomar para evitar el contagio, entre ellas lavarse las manos constantemente, usar tapaboca y guantes tapando nariz y boca, y mantener una distancia de 2 metros con las demás personas.

Se recuerda que el Decreto Nacional 457 de 2020 contempla unas excepciones para la venta de productos por los comerciantes ubicados en espacio público. El ‘pico y cédula’ solo aplica a vendedores informales cuyas actividades se encuentren dentro de las exceptuadas en el artículo 3 del citado decreto.

Operativos de control

Luego de varias jornadas de pedagogía con los vendedores, y con el fin de vigilar el cumplimiento de las disposiciones de ‘pico y cédula’, se han impuesto desde el mes de marzo 630 comparendos a quienes no han cumplido con las medidas, se han incautado 48 carretillas y se continúan realizando recorridos diarios en varios sectores.

Varios líderes de asociaciones del centro han manifestado el apoyo a las medidas tomadas por el Distrito. “Quiero decirle a mis compañeros que, primero, tengan esperanza y, segundo, que acatemos las normas, pues llevarle un plato de comida a sus hijos puede significar llevarles también la muerte, quédense en la casa, que esta pandemia va a pasar”, afirmó el presidente de la Asociación de Expendedores de Barranquillita, Catalino Sosa.

Igualmente el presidente de Asovendedores, Joaquín Cervantes, manifestó: “Es importante conocer que en nuestro gremio de vendedores somos los más propensos al contagio, debemos tener todos los cuidados necesarios para ganarle la batalla al COVID-19, respetar todos los protocolos de bioseguridad es un compromiso de todos”.